AMPLIACIÓN

Los 100 años del Canal de Panamá, ¿y el futuro?: Victor J. Fábrega V.

¿Cómo es que pasaron 100 años para que fuese necesario profundizar y ampliar aun más el Canal de Panamá? Muy sencillo, su construcción fue determinada por necesidades militares y comerciales, pero el tamaño de su cauce y esclusas obedeció, primordialmente, a necesidades militares. Las naves más grandes en esa época eran los acorazados, pero ya se planeaba construir portaaviones de mayor tamaño. A Estados Unidos le era mucho más económico construir un canal por Panamá que permitiera pasar, rápidamente, su flota de guerra de un océano al otro, que tener una flota en el Atlántico y otra en el Pacífico. Así, la capacidad del Canal se basó en el posible tamaño de los portaaviones. Con el advenimiento de los grandes acorazados, portaaviones y submarinos atómicos; los misiles y grandes aviones de largo alcance; las guerras relámpago, guerrilla y los problemas geopolíticos mundiales tuvieron que construir varias flotas, y el Canal perdió importancia militar, pero ya había adquirido gran importancia comercial.

A principios del siglo pasado, los barcos comerciales eran de entre 2,000 y 3,000 tonelaje de peso muerto (DWT, por su siglas en inglés). En 1940, se empezaron a construir naves comerciales de 10,000 DWT. Hoy día pueden pasar por el Canal naves panamax de aproximadamente 70,000 DWT. Cuando concluya la ampliación, podrán pasar las naves pospanamax de hasta 120,000 DWT. Actualmente hay portacontenedores gigantes, y petroleros de alrededor de 650,000 DWT. Por fortuna, no estamos en la ruta de esos petroleros supergigantes.

¿Por qué crecen tanto los barcos? Si comparamos el costo de construir una nave de 10,000 DWT con otra de 100,000 DWT, veremos que la mayor no cuesta 10 veces más, ni consume 10 veces más combustible y que la tripulación es prácticamente la misma, pero sí puede transportar 10 veces más carga. Esto permite que sus fletes sean más económicos. A esa tendencia de naves cada día más grandes, no se le ve fin. La demora en la modernización de los puertos es el principal limitante.

A pesar de que Panamá aun no termina la ampliación, ya hay un número creciente de barcos que, por su tamaño, no podrán pasar aquí. Es decir, que nos están quitando negocio, pues se sigue la ruta del canal de Suez y otras por mar abierto, aún más largas. Esto significa que no habrá que volver a esperar otros 100 años para que sea económica y necesaria la segunda ampliación, y lo más probable es que esto ocurra en una o dos décadas. Ahora debemos concentrarnos en completar los trabajos en marcha, que van a buen ritmo. La Autoridad del Canal de Panamá se ha puesto las pilas para la próxima, pues o la hace o decae, y de no hacerla aquí, será necesario una vía alterna en otro lugar. Panamá tiene la mejor ruta, experiencia, capacidad, necesidad y ganas. Me siento confiado de que la haremos a tiempo.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código