Destacado: 'La Prensa’ es finalista al premio Gabo 2017

SOCIEDAD

Juventud, entre cifras y circo: Alexander A. Alleyne Botacio

Panem et circenses (literalmente, pan y juegos del circo) locución latina, creada en el siglo I por el poeta Juvenal, alude a la práctica de los políticos romanos de proveer a las masas de alimento y entretenimiento de baja calidad y con criterios asistencialistas, para ganar poder político. Hoy, para los jóvenes hay más circo y menos pan.

El documento de Bernardo Kliksberg, denominado Mitos y Realidad sobre la realidad en América Latina señala que “hacia fines del año 2005, uno de cada cuatro jóvenes en América Latina estaba en situación de exclusión, fuera del mercado de trabajo y fuera del sistema educativo. Ello, la antítesis de la cohesión social, convertía a este amplísimo sector de jóvenes en un volcán social y los colocaba en condiciones graves de vulnerabilidad al delito”.

Panamá, no escapa de esta realidad. Al respecto, contamos con la Encuesta de Niveles de vida 2003, que indica que el 57% de la población pobre contaba con menos de 20 años edad. Esta condición, está ligada a factores fenómenos como la deserción escolar, el analfabetismo, las carencias en la dotación de servicios públicos de agua y saneamientos, así como precariedad en la vivienda. Se trata de abordar la pobreza y otros factores encadenados como elementos de exclusión.

Adicional, el primer informe del Observatorio de Seguridad Ciudadana de la CCIAP, con base los registros administrativos institucionales, señala que “32% de las víctimas de los homicidios para el año 2009, se encontraban entre las edades de 15 a 24 años”. Ya sea como víctima o victimario la cuota de participación de este grupo poblacional merece especial atención. Al referirnos a la categoría jóvenes se habla de la población antes señalada, de acuerdo a la Organización Panamericana de la Salud, alude a una etapa de análisis sociológico.

Es importante destacar que la mención de “los jóvenes” en el discurso político no pasa de ser una arenga más, al mismo nivel que “los pobres”, “las mujeres”, “las poblaciones indígenas y negras”, “la salud”, “la educación”, “el salario mínimo”, y el “medio ambiente”. Son temas que encontramos en todos los “discursos políticos”, y planes de gobierno, sin traducirse en una mejora en las condiciones. Por ello, el circo nos vincula a la puesta en práctica de algunos mecanismos coercitivos, por ejemplo, eventos masivos bajo el patrocinio institucional; con total intencionalidad de divorciar de su realidad y aquella de carácter nacional, además de ser un claro despojo del rol histórico que han asumido los jóvenes a lo largo de la historia nacional.

Ante la inacción institucional y el reflejo de las cifras de las condiciones de los jóvenes en Panamá, hay razones de más para abordar desde una perspectiva integral propuestas fundamentadas en lo real. Hoy, los jóvenes –en su mayoría bajo el influjo de sedantes mediáticos– aguardan silenciosos frente a temas nacionales; prisioneros de lo inmediato y de los falsos héroes, esto nos aproxima –sin generalizar– a lo que significa ser joven en Panamá.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

20 Sep 2017

Primer premio

7 6 3 4

BAAB

Serie: 14 Folio: 4

2o premio

8739

3er premio

8290

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código