NORMATIVAS SANITARIAS

Denuncia contra salmón transgénico de Boquete

Según la organización ambiental, Aqua Bounty Panamá, dedicada a la cría de salmón transgé-nico, ha incumplido con varios requisitos.
La empresa Aqua Bounty Panamá obtuvo en 2010 la aprobación del estudio de impacto ambiental que le permitió establecer su infraestructura. LA PRENSA/ Foto Ilustrativa /Archivo. La empresa Aqua Bounty Panamá obtuvo en 2010 la aprobación del estudio de impacto ambiental que le permitió establecer su infraestructura. LA PRENSA/ Foto Ilustrativa /Archivo.
La empresa Aqua Bounty Panamá obtuvo en 2010 la aprobación del estudio de impacto ambiental que le permitió establecer su infraestructura. LA PRENSA/ Foto Ilustrativa /Archivo.

El Centro de Incidencia Ambiental (Ciam) recogió las denuncias de dos organizaciones internacionales “preocupadas” por los riesgos de la potencial exportación de salmones transgénicos criados en Panamá para el mercado exterior.

La protesta se presentó este jueves en la Autoridad Nacional del Ambiente (Anam) contra la empresa Aqua Bounty Panamá, a la que aprobó un estudio de impacto ambiental en 2010.

Esta compañía se dedica a hacer investigaciones sobre la cría y engorde de salmón transgénico y no transgénico de Canadá en Boquete ( Chiriquí), para determinar si es viable su exportación a países como Estados Unidos.

El grupo señala que la firma comercial no ha presentado planes para el control de patógenos, ni de vigilancia epidemiológica, y supera los rangos permisibles de descarga de aguas residuales que vierte sobre el río Caldera.

Además, Aqua Bounty Panamá no cumplió con el pago en concepto de indemnización ecológica por la tala de árboles que requirió para la construcción de sus instalaciones, según informó en un comunicado de prensa.

La nota agrega que la empresa tampoco ha presentado sus informes periódicos de seguimiento al estudio de impacto ambiental.

Según la directora ejecutiva del Ciam, Tania Arosemena, lo que busca la agrupación con esta queja es que la compañía cumpla con la normativa.

“El cultivo del salmón transgénico hay que atenderlo con buenos controles porque se trata de un organismo genéticamente modificado. No es solamente un asunto ambiental sino también sanitario”, añadió. Aclaró, sin embargo, que hasta el momento la empresa no ha obtenido el permiso de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés).

Por su parte, Zuleika Pinzón, miembro de la Fundación Promar, recomendó a las autoridades panameñas prestar más atención a esta actividad, por los riesgos que genera a la diversidad biológica y a la salud humana.

Panamá suscribe el protocolo de Cartagena sobre la seguridad de la biotecnología del Convenio sobre Biodiversidad Biológica, que aboga por la prevención ante los riesgos de la manipulación de seres vivos modificados.

repercusión

Consultado por este periódico, el vicepresidente de mercadeo y ventas de Aqua Bounty Panamá, Henry Clifford, rechazó los cuestionamientos de los ambientalistas locales y extranjeros.

“Aqua Bounty Panamá trabajó junto con Anam para asegurar que nuestro proyecto de investigación cumpla con las regulaciones ambientales de este país”, dijo.

Los salmones de Aqua Bounty se crían en tierra firme, en las instalaciones de la compañía, a partir de huevos provenientes de Canadá.

Entre otras organizaciones no gubernamentales, Gene Watch, del Reino Unido, Food and Water Watch, de Estados Unidos, y la canadiense Cban, respaldan la denuncia de Ciam.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

16 Ago 2017

Primer premio

7 8 9 4

DBDC

Serie: 14 Folio: 7

2o premio

6122

3er premio

5195

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código