REFLEXIÓN

En el nombre de la paz: Dovi Eisenman

La humanidad ha quedado consternada por los recientes actos terroristas ocurridos en París, Francia, en donde los miembros de una organización terrorista, de manera casi simultánea, atacaron varios lugares públicos y asesinaron, a sangre fría, a más de un centenar de civiles.

Se especula que unas semanas antes, un avión que viajaba entre la ruta Egipto y Rusia, con 224 personas a bordo, sufrió una explosión interna que lo derribo,  lo que causó la muerte de todos los pasajeros.

Además, en los últimos meses, en Israel se han intensificado los actos de terrorismo contra los ciudadanos de ese país, mediante actos suicidas y ataques con cuchillos a las personas que caminan libremente por las calles. Así mismo, en Medio Oriente y en África se perpetran asesinatos, genocidios y violaciones.

 La mayoría de estos acontecimientos muestra un denominador común: los actores intelectuales tienen la convicción de que actúan en nombre de Dios.

Sin entrar en un tema religioso, sino más bien de fanatismo, reflexionemos y preguntemos cuándo será que podremos convivir en un mundo en el que abunde la tolerancia, el respeto y la paz, si cada vez vemos a un mayor número de personas que se identifican como “ángeles de la muerte”, y que no temen morir cometiendo actos terroristas, pues lo hacen debido a motivaciones sangrientas o en nombre de su dios.

Pienso que nadie nace siendo malo. Todo bebé que llega a este mundo llora, pues necesita respirar; la mayoría quiere vivir en un mundo en el que pueda construir y dejar un legado para la humanidad. Son las circunstancias de la vida, la educación que se recibe y el libre albedrío, los que determinan el tipo de destino que llevará.

Las potencias mundiales que luchan contra las células terroristas y gastan billones de dólares en seguridad, guerras y tecnología no deben olvidar que además de combatir a estos gestores del terrorismo mundial, es importante tener políticas que incluya enseñarnos a convivir entre las distintas religiones y creencias del mundo, sin que el fanatismo logre inculcar la destrucción.  De esta forma, esos bebés que vienen al mundo podrán entender que su objetivo debe ser vivir con tolerancia y en el nombre de la paz mundial.

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial por la Democracia, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Directorio de Comercios

Loteria nacional

22 Nov 2017

Primer premio

3 5 1 5

BBAC

Serie: 13 Folio: 15

2o premio

4722

3er premio

5119

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código