ARTE MUSICAL

Danelle Hall, el violín y cómo la música transforma vidas

Un violinista originario de Colón comparte su testimonio y cómo la educación y el arte le ayudaron a decir que no a los vicios, apostando por una vocación.

Temas:

Danelle Hall es uno de los violinistas de la Orquesta Sinfónica Nacional. Danelle Hall es uno de los violinistas de la Orquesta Sinfónica Nacional.
Danelle Hall es uno de los violinistas de la Orquesta Sinfónica Nacional. Alexander Arosemena

Dicen que la paz es ese pequeño e interno espacio personal en el que no importa el alrededor pues siempre se estará en calma. Para Danelle Hall, violinista de la Orquesta Sinfónica de Panamá, la llave para llegar a la paz es la música, esa fiel compañera que le ha acompañado prácticamente desde que nació.

Su infancia la vivió en Calle 16, en la ciudad de Colón, con el Atlántico viéndolo crecer, su madre inculcándole valores y el ritmo de la trompeta de su padre cuidando sus pasos, creando, sin él darse cuenta, un vínculo con el pentagrama.

A la edad de 10 años, llega a manos de su padrino el profesor Felipe Hudson, quien estaba trabajando en un programa musical de Orquesta de Cámara Infantil de Colón. “Mi padrino me presentó el violín, y como todo niño curioso me llamó muchísimo la atención el instrumento”, comparte Hall y destaca que aquel fue su primer acercamiento con el instrumento de cuerdas frotadas. “Yo solo conocía la trompeta de mi padre”.

“La música cambia vidas, pero es más profundo cuando cambias vidas con la música”.

Danelle Hall, músico y violinista de la Orquesta Sinfónica Nacional.

Cuando se muda a calle 11 de Colón, donde pasa su juventud entre música y jugando con sus amigos al fútbol, comienza a entender situaciones a su alrededor que hasta ese entonces, como todo niño, le eran ajenas. “Este periodo de mi vida fue donde vi mi entorno a conciencia. Logré comprender la parte social difícil de la provincia”, explica.

Hall confiesa que la delincuencia lo tocó de muchas formas. Llevándose a amigos de la infancia al cementerio o a la cárcel, incluso queriendo tentarlo a él. “Para mí delinquir nunca fue una opción, pero sí se me acercaron. Recuerdo que una vez me ofrecieron guardar ‘algo’ y me negué así: claro y conciso. También me ofrecieron drogas para probar y les dije: yo no ando en eso. Todo gracias a la educación que me dieron mis padres”, comparte el músico, asegurando que no solo su familia lo mantuvo lejos de los vicios del mundo, sino que contó con muchas otras personas, “gente que creía en mí, aún cuando yo caminaba a ciegas porque no sabía a dónde iba. Como la señora Ana Gertrudiz o la profesora Elena de Kitras Tagarópulos, de los Campamentos de la Asociación Nacional de Conciertos”. Y así, la música comenzó a salvarlo.

Decisiones

Al terminar la secundaria se convirtió en padre. “Cuando recibes un hijo es una responsabilidad para siempre y en ese momento fue mi verdadero proceso de desenvolvimiento en la vida”, explica. En busca de seguir con sus sueños en la música, se muda a Panamá, a un cuarto de alquiler en El Martillo, San Miguelito. De adolescente saltó a ser un hombre con todas las responsabilidades que eso conlleva y no fue una transición fácil. “Me deprimí un poco. Hasta dejar el instrumento. Tuve que trabajar desde empacador, seguridad y la construcción”.

De este periodo que denomina una “exploración”, obtuvo la respuesta que definiría su vida: “me di cuenta de que yo nací para la música”.

Hall apostó todo por seguir su pasión. Retomó sus estudios de música en el Conservatorio de música y no se despegada de su violín desde las 9:00 a.m. a 4:00 p.m., todos los días. “Durante ese periodo, el señor Jorge Ledezma Bradley, director de la Orquesta Sinfónica Nacional, me ofrece la oportunidad de audicionar para un puesto en la orquesta. Concursé y entré en 2010”.

Aporte

Hoy Danelle Hall vive por y para la música. El violín lo acompaña ante el público, nacional e internacional, y durante sus momentos de íntima soledad. Es un recordatorio de su caminar y un empuje para brindarle a niños que, como él en su momento, necesitan a alguien que crea en ellos.

“Actualmente trabajo en un proyecto músico social del Instituto Nacional de Cultura que se llama Red Nacional de Orquesta y Coros Juveniles de Panamá . Me toca dar las clases en Chitré y Herrera, los días sábados”, comenta, agregando que ha participado en otras actividades sociales en provincias como Chiriquí, Veraguas y Colón, compartiendo momentos significativos para él y los estudiantes. “Para mí la música cambia vidas, pero es más profundo cuando puedes cambiar vidas a través de la música”.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Por si te lo perdiste

Última hora

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Loteria nacional

20 Nov 2019

Primer premio

4 1 8 9

DDDB

Serie: 8 Folio: 7

2o premio

8025

3er premio

4855

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código

Caricaturas

Pon este widget en tu web

Configura tu widget

Copia el código